Luz pulsada intensa (IPL) para el ojo seco y la blefaritis

tratamiento ojo seco luz pulsada

La luz pulsada intensa (IPL Intense Pulsed Light) es utilizada en oftalmología sobre todo para el tratamiento del ojo seco y las blefaritis, dos patologías que a menudo encontramos asociadas.

Por qué la luz pulsada intensa trata eficazmente la blefaritis y el ojo seco

En las blefaritis y en los casos de ojo seco evaporativo (el más habitual de todos) es frecuente encontrar telangiectasias en los bordes libres palpebrales.  La emisión de luz pulsada intensa (IPL) provoca una trombosis controlada de los vasos sanguíneos telangiectásicos de los párpados, lo que produce una disminución drástica de los mediadores inflamatorios que a través de dichos vasos telangiectásicos llegan a las glándulas de Meibomio.

Por otro lado, el efecto térmico de la IPL sumado el de la LLLT (luz continua del sistema Eye Light®) produce un aumento de temperatura en el interior de las glándulas de Meibomio que favorecerá la licuefacción del sebo meibomiano.

Aprovechando este último efecto, al terminar la sesión de luz pulsada aprovechamos para realizar una expresión con unas pinzas especiales de las glándulas de Meibomio.

Otro efecto adicional de la IPL mediante un mecanismo de fotobiomodulación, consiste en la estimulación de las mitocondrias sobre los acinos de las glándulas de Meibomio.

La IPL también trata la demodicosis

Además de los efectos expuestos anteriormente, que ya de por si justificarían la utilización de la luz pulsada intensa para los casos de ojo seco y blefaritis, la IPL trata la demodicosis, que es la infestación por unos ácaros llamados demodex de las pestañas.

Video en el que se puede observar el ácaro demodex en las pestañas.

La infestación por demodex es altamente prevalente en pacientes con Rosácea y con blefaritis refractarias a los tratamientos habituales. Estos ácaros son muy sensibles a la luz pulsada intensa.

Por lo tanto, la luz pulsada intensa se posiciona como un tratamiento novedoso para el ojo seco en el cual se pueden encontrar mejorías muchos casos desde la primera sesión.

Se consigue de esta manera no solo aliviar los síntomas es decir realizar un tratamiento sintomático sino también tratar la causa es y realizar un tratamiento por lo tanto etiológico. Al disminuir las telangiectasias entre (vasos sanguíneos anormales) y disminuir la inflamación de los párpados, se consigue un mejor aspecto de la zona periocular y también de la facial.

¿Cómo es el tratamiento con luz pulsada para el ojo seco?

Primero se lleva acabo una consulta oftalmológica completa en la que además del estudio ocular general se realiza un estudio en particular del ojo seco en cada paciente.

A partir de ahí si el paciente es buen candidato para la luz pulsada se inicia el tratamiento que habitualmente se realiza en 3-4 sesiones que se separan entre sí unas dos o tres semanas. Para mantener el funcionamiento correcto de las glándulas de Meibomio es conveniente repetir una o dos sesiones de recuerdo al año.

¿Qué indicaciones se deben seguir antes y después del tratamiento con la luz pulsada intensa?

  • En general, se debe mantener el tratamiento oftalmológico habitual salvo que el oftalmólogo indique lo contrario.
  • No se debe tomar el sol unos cinco o seis días tanto antes como después del tratamiento, por eso habitualmente las sesiones de luz pulsada las realizamos durante los meses de invierno.
  • En caso de exposición solar se debe proteger la zona con un protector solar con SPF de 50 o más.
  • Se debe evitar el tomar tratamientos que produzcan fotosensibilización, así como suplementos vitamínicos que favorezcan el bronceado durante el tratamiento.

Consentimiento informado tratamiento con IPL

A continuación puedes descargar una copia del consentimiento informado que se le entrega al paciente antes de la 1ª sesión de IPL.

Comments are closed here.

cita oculista vigo

ALBERTO OLLERO

Clínica Oftalmológica