Cirugía de pterigium

Cirugía de pterigium 1

Hoy te hablamos sobre la cirugía de pterigium a la que se recurre cuando la patología está ya en un estado avanzado. La cirugía de autotrasplante con bioadhesivo biológico es la técnica más efectiva actualmente.

El pterigium es un crecimiento fibrovascular subepitelial generalmente de forma triangular formado por tejido conjuntival degenerativo que crece sobre la córnea.

Suele aparecer en pacientes que viven en climas cálidos (muy frecuente en Australia), exposición a la radiación ultravioleta (campesinos, pescadores, albañiles, etc.), zonas con baja humedad, microtraumatismos y también pueden contribuir la presencia de sequedad ocular y las lesiones previas como la Pingüecula.

Los síntomas del pterigium que puede presentar el paciente son de irritación y sensación de cuerpo extraño, astigmatismo, halos nocturnos, disminución de agudeza visual por el astigmatismo o por afectación del eje visual e incluso diplopía. Si el paciente es portador de lentes de contacto estos síntomas pueden aparecer en un estadío más precoz debido al efecto mecánico.

Otro problema que puede originar el pterigium es el estético porque la lesión además de molesta se hace muy visible para el paciente cuando se mira al espejo o para la gente que observa al paciente y le comenta que presenta esa llamativa lesión en el ojo.

Cirugía de pterigium 2
Imagen de pterigium en estado avanzado, antes de ser operado.

En cuanto al tratamiento del pterigium suele ser quirúrgico cuando el pterigium ya está avanzado.  En primeros estadios pueden usarse sustitutos lagrimales y corticoides tópicos para tratar la inflamación. Se debe aconsejar al paciente el uso de gafas de sol para disminuir la exposición a la radiación ultravioleta y así reducir el estímulo al crecimiento.

Técnicas quirúrgicas para el tratamiento del pterigium

Existen dos técnicas quirúrgicas la extirpación simple que consiste en retirar pterigium y suturar la herida, y el autoinjerto conjuntival utilizando bioadhesivos biológicos.

La técnica de extirpación simple se asocia a una elevada tasa de recurrencia, en algunos casos de hasta un 80 % por eso actualmente el autoinjerto conjuntival es el abordaje quirúrgico más frecuentemente utilizado.

Autoinjerto conjuntival con bioadhesivos biológicas

Se suele tomar el injerto conjuntival donante a partir de una región paralímbica superior y utilizar adhesivo biológico (Tissucol®) para fijar el injerto con menores problemas de cicatrización y menos molestias al no tener que suturar.

Los bioadhesivos biológicos evitan la sutura, son derivados plasmáticos (fibrinógeno, plasminógeno, fibronectina, factor XIII y trombina). Está separados en dos compuestos que al contactar se activan y desencadenan la cascada de la coagulación y la cicatrización. Generan una matriz de fibrina que permite la cicatrización y estimula los fibroblastos. En este caso, el fibrinógeno que se forma se encuentra 30 veces más concentrado que en el plasma, esto permite que el coágulo tenga una resistencia de 200gr/cm2. Los fibroblastos degradan el coágulo formado en los siguientes siete días.

Imágenes de cirugía de pterigium con técnica de autoinjerto conjuntival utilizando bioadhesivos biológicos

Cirugía de pterigium 3
Avulsión de la cabeza del pterigium
Cirugía de pterigium 4
Marcaje con rotulador dermográfico de la conjuntiva a injertar
Cirugía de pterigium 5
Anestesia de la zona donante
Cirugía de pterigium 6
Imagen del injerto antes de la fijación
Cirugía de pterigium 7
Imagen del injerto fijado con Tissucol®
Cirugía de pterigium 8
Resultado final de la cirugía de autotrasplante con bioadhesivo biológico

No es posible comentar aquí.

cita oculista vigo

ALBERTO OLLERO

Clínica Oftalmológica